Dar vida a los ‘muertos en vida’, pide Arzobispo a nuevos sacerdotes - *La Arquidiócesis Primada de México cuenta desde este sábado con siete nuevos sacerdotes que fueron ordenados en la Basílica de Guadalupe. - Benito Juárez - divergenciasinformativa.com.mx

Dar vida a los ‘muertos en vida’, pide Arzobispo a nuevos sacerdotes



*La Arquidiócesis Primada de México cuenta desde este sábado con siete nuevos sacerdotes que fueron ordenados en la Basílica de Guadalupe.

| Vladimir Alcántara Flores | Desde guerrerohabla.com
Dar vida a los ‘muertos en vida’, pide Arzobispo a nuevos sacerdotes

Temas clave / Iglesia Religión

Religión

Junio 09, 2019 00:57 hrs.
Religión Nacional › México Ciudad de México
Vladimir Alcántara Flores › guerrerohabla.com


Foto: María Langarica/DLF

8 JUNIO, 2019

Este sábado 8 de junio el Arzobispo de México, Carlos Aguiar Retes, ordenó sacerdotes a siete jóvenes en la Basílica de Guadalupe.

Josué Bernal, David Salazar, Agustín Peralta, Abraham Rosales, Luis Antonio García, Felipe Siderio y Alejandro Vázquez son los siete nuevos sacerdotes con los que hoy cuenta la Arquidiócesis Primada de México para ‘hacer lío’ con sus ímpetus de juventud y guiar pastoralmente al pueblo de Dios en la Ciudad de México.

Durante la ceremonia que reunió a presbíteros, familiares y amigos de los neopresbíteros, así como a fieles, el Arzobispo Carlos Aguiar les pidió tener siempre presente que fueron elegidos por Dios para prolongar la obra redentora de Cristo y dar vida ’al que está muerto en vida, sea una persona o una comunidad, o la misma sociedad que tantas veces camina en tinieblas, sin saber a dónde va’.

Durante la Misa de ordenación, el Cardenal advirtió a los ahora presbíteros que una de las razones por las que las personas desconfían de las instituciones religiosas es que reciben de los sacerdotes actitudes de indiferencia o lecciones ‘moralizantes’ sin ninguna seriedad. ’Por eso, a ustedes les pido que sigan el ejemplo de Jesús’, les dijo, a fin de ser ese manantial ’que generará vida para la misma Iglesia’.

Con el acostumbrado ritual de la imposición de manos, el Arzobispo de México ordenó sacerdotes a los siete jóvenes, configurándolos con Cristo Maestro, Sacerdote y Pastor. Posteriormente, los ungió con el santo Crisma, y, tras ser revestidos con estola y casulla por otros sacerdotes, dio a cada uno el abrazo de la paz, con el que selló la admisión de sus nuevos colaboradores.

Con un fuerte aplauso, los feligreses acogieron a sus nuevos pastores. Y en voz del ahora sacerdote Abraham Rosales, dirigieron un mensaje de agradecimiento a sus familiares, al Cardenal, a los obispos, vicarios episcopales y presbíteros, a la Virgen de Guadalupe y especialmente a Dios por el don del ministerio sacerdotal.

’Gracias pueblo santo de Dios, porque su gran fe y su constante oración por las vocaciones sacerdotales han logrado este momento. Gracias a nuestros padres, hermanos, amigos, seres queridos, gracias por sus enseñanzas, sus consejos, apoyo y sobre todo por su gran amor, el cual ahora nos ha facultado para saber amar a la Iglesia’, dijo el neopresbítero, a nombre de su generación.


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.


Éste sitio web usa cookies con fines publicitarios, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestra política de uso de cookies.